Vino y yoga


En las bodegas del mundo, pese a que las actividades tradicionales siguen siendo exitosas, las propuestas que se ofrecen tienen que estar alineadas con el mundo actual y las tendencias que nos depara el día a día. Por esta misma razón surgió la idea de fusionar dos tradiciones milenarias en una misma experiencia.

Si bien el Yoga tiene su origen en India y es una disciplina milenaria, en los últimos años la cifra de yogis ha superado los 21 millones de personas en EE.UU siendo en Colombia una práctica en crecimiento desde hace algunos años.

La idea de mezclar estas antiguas disciplinas resulta más atractiva que curiosa. La actividad que han impulsado varias bodegas en el mundo trata de hacer partícipe a los alumnos en el proceso de elaboración del vino a través del yoga.

Los beneficios del yoga son reconocidos en todo el mundo. Si además del yoga, conoces las propiedades de una copa de vino y aprecias el entorno natural de sus viñedos, podrás disfrutar de la esencia perfecta del mundo del vino combinado con el yoga.

Te contamos 3 razones de por qué recomendamos esta saludable fusión.

1. Aumentan la inmunidad

Vino o yoga, ambos son terapéuticos. La constante práctica del yoga se recomienda para tratar una serie de enfermedades tanto crónicas como cardíacas, además de las tensiones e inclusive para la pérdida de peso.

El vino, debido a la cantidad de polifenoles que presenta, ofrece múltiples beneficios para la salud. Tomar una copa de vino tinto diariamente tiene un efecto “protector” del organismo. Previene enfermedades cardiovasculares y el envejecimiento prematuro de las células de la memoria. Favorece también la asimilación de las proteínas y ayuda a bajar la masa corporal. Mejora la piel, previene y disminuye las alergias por sus propiedades antihistamínica.

Si lo vemos desde este punto de vista, combinar el yoga con el vino puede ser la receta mágica para vivir más y mejor.

2. Enriquecen las relaciones

El vino se disfruta con amigos, trae consigo buenos momentos y te une a esa persona especial que quiere brindar contigo. El yoga sigue la misma filosofía. Ambos son factores de sociabilidad, permiten vivir mejor con mayor conciencia de uno mismo y del entorno. El yoga es un camino para alcanzar el bienestar físico y mental. Ayuda a unirse a los demás.

3. Nuevas experiencias

Al igual que existen distintos tipos de yoga, también podemos elegir entre miles de vinos. Esta increíble diversidad, enlaza de alguna manera ambos mundos. El vino tiene un sinfín de alternativas, colores, aromas y sabores. Al igual que el vino, el yoga es un proceso de maduración, una evolución personal.

El vino o su entorno, se convierte en el compañero perfecto del yoga.

¿y tú que esperas para encontrar la paz interior?


19 vistas

BOGOTÁ, Colombia

Carrera 11# 84-09 Local 20

Paseo la Cabrera

Tel. 317 4278020/ 5305342 

301 2229479

CALI, Colombia

Oeste: Av 4 Oeste Nº5-45

Tel. 8920343  / 317 3700817

Sur: Calle 16 Nº 103-00 

Ciudad Jardín

Tel: 373 8484 / 317 3310102

Al entrar a este sitio usted acepta los términos y condiciones y la política de privacidad. 

EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD. PROHÍBESE EL EXPENDIO A MENORES DE EDAD

  • Pinterest - White Circle
  • Facebook Clean
  • Twitter Clean
  • White Instagram Icon
  • Whatsapp